Te sorprenderá saber lo que hace con tu hígado 1 taza de esta maravillosa bebida. ¡Es un milagro!

El hígado cumple muchas funciones importantes para que nuestro organismo funcione de manera correcta, por ello es que con frecuencia debemos desintoxicarlo y la mejor manera es a través de un remedio natural.

La limpieza del hígado en casa es posible, gracias a una sencilla bebida a base de limón y menta. Su composición es absolutamente segura, mejora la condición general del cuerpo y ayuda a extraer las toxinas del hígado. ¡Además, la bebida tiene un delicado aroma y maravilloso sabor refrescante!

Continúa leyendo para que te enteres cuales son los ingredientes que vas a necesitar y posteriormente como es que debes de prepararlos.

Infusión de menta para el hígado

Ingredientes:

un puñado de hojas de menta fresca
jugo de 1 limón
jugo de 1 naranja
1 litro de agua
3 cucharadas de miel

Método de preparación:

Vierte el agua en un recipiente hondo de metal y ponlo a calentar.
Añádele hojas de menta lavadas y hiérvelas a fuego lento durante 5 minutos.
Retira el agua del fuego y déjala enfriar a temperatura ambiente.
Agrega el jugo de 1 limón, el de 1 naranja y la miel, mezcla bien todo.
Cuela la bebida a través de un colador. ¡El remedio está listo para su uso!
Esta deliciosa bebida ayuda a lidiar con las intoxicaciones, favorece al buen funcionamiento del tracto gastrointestinal. ¡Calma a la perfección la sed en el calor! Es suficiente con tomar 1 taza de infusión de menta al día, para inducir el proceso de limpieza en el hígado.

Además de tomar la bebida que te recomendamos, te damos a conocer una serie de consejos con los que vas ayudar a mantener tu hígado en excelente estado.

Sigue una dieta correcta: suficiente, equilibrada, variada e inofensiva
Incluye en tu alimentación fuentes de fibra
Si no existe un diagnóstico de deficiencia de vitaminas y minerales, procura no consumir suplementos
No consumas ningún medicamento que no haya sido recetado por un médico
Los productos de herbolaria por muy “sanos y naturales” que sean o parezcan pueden ser perjudiciales para el hígado
Limita el consumo de alcohol
Vigila tu peso corporal, tanto la obesidad como la desnutrición extrema producen alteraciones en el tejido hepático
Cuida tu salud, es decir, controla tu glucosa, colesterol y triglicéridos
Ingiere alimentos preparados en forma higiénica
Realiza ejercicio regularmente.

Agradecemos que hayas tomado parte de tu tiempo para leer este artículo, no te olvides de compartirlo a través de las redes sociales.

Compartir

Comentarios